17 dic. 2009

Tiene cinco segundos!!! Juan Carlos Camus y el Modelo Margarita en los contendios digitales

Este libro es de propiedad de Juan Carlos Camus, su autor. Su contenido está protegido por una Licencia Creative Commons del tipo Atribución-No Comercial-Licenciar Igual 2.0 Chile. http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/2.0/cl/

Características de los contenidos digitales
La paciencia no es una característica que los usuarios de computadores conectados a Internet hayan desarrollado; más bien es la impaciencia lo que les caracteriza.
De hecho, un lapso tan corto como cinco segundos1 se ha constituido en el límite actual para defi nir si los contenidos son los adecuados respecto de lo que se busca dentro de una página web.
A ello se suma una predominante sensación de que en otros lugares podría haber algo mejor para ver o hacer (experiencia que podríamos llamar zapping web), consecuencia de la existencia de una alta competencia de contenidos alternativos y la presencia de buscadores efi cientes que permiten descubrirlos. (...) Debido a esta forma de interacción entre los usuarios y los espacios digitales que visitan, se ha generado la necesidad de contar con una nueva gramática2 que permita aprovechar de mejor manera las capacidades específi cas que tienen dichas plataformas para optimizar el uso del tiempo de sus visitantes, entregar los contenidos y, fi nalmente, crear experiencias que faciliten la generación de nuevos conocimientos en los ámbitos que se requieran.

Definición del Modelo “Margarita”


El Modelo de Desarrollo y Gestión de Contenidos Digitales (en adelante “Modelo Margarita”) tiene como objetivo mostrar que en este ámbito, la sola creación de los contenidos no permite entender todos los elementos que son relevantes para el esfuerzo de crearlos ni tampoco para la organización de profesionales y técnicos que aparece tras ellos, y eso es necesario establecer el conjunto total de relaciones para comprender todos los aspectos a tener en cuenta al desarrollar un espacio digital. La ventaja de este modelo es que aborda desde los elementos más estratégicos previos a la creación de los contenidos, hasta su desarrollo y posterior gestión a partir de los resultados que se consigan con su puesta en marcha. En este sentido, este modelo se nutre de la disciplina del Diseño de Experiencia de Usuario, en particular de la visión de Jesse James Garrett4 (2002) quien plantea que el desarrollo de un espacio digital se puede explicar a través de cinco capas relacionadas, comenzando por la que define la estrategia que se desea llevar a cabo, para determinar lo que se debe construir.

Los elementos o áreas de trabajo que forman parte del modelo son los siguientes:

Definir:
Es la etapa inicial del ciclo abarcado por el modelo y es la que permite determinar cuáles son las
características básicas del producto que se creará, a partir de los objetivos que se desea alcanzar con el mismo y de las necesidades que se haya detectado por parte de los usuarios, como también del contexto o de la plataforma utilizada, que desean ser cubiertas por el producto o proyecto a realizar.

Crear:
Se refiere a la búsqueda, detección, preparación e incorporación de nuevos contenidos al proyecto.
En esta etapa se da inicio a la generación propiamente tal de los contenidos de diverso tipo y soporte que se incorporarán al mismo.

Mediatizar:
Consiste en las acciones que permiten recopilar, elaborar y preparar aquellos contenidos que se
ofrecerán a través de medios diferentes al texto en la pantalla (por ejemplo: audio, video, sistemas interactivos, etc.) que se incorporarán en el proyecto digital. Junto a lo anterior se determinan las características de acceso de los contenidos con el fi n de cumplir las normas sobre accesibilidad para personas con capacidades diferentes.

Interactivar:
Es la etapa en que se defi ne la interacción5 que tendrá el producto que se construye y se elaboran las propuestas de acción que se ofrecerán a partir de los contenidos que se hayan generado en las etapas previas. Esto puede ser dentro de los contenidos (interacción propia de la aplicación construida) como a partir de ellos (interacción vía redes sociales).

Envasar:
Cuando se han cumplido las etapas anteriores llega el momento de preparar técnicamente el contenido para ser publicado y por lo tanto, lo que se busca es el cumplimiento de los estándares defi nidos para la plataforma en que se esté trabajando.

Publicar:
Corresponde al momento de la publicación y por lo tanto es la etapa en que se pone a disposición de los usuarios todo lo que se ha preparado a través de las etapas anteriores. Incluye el desarrollo de las diferentes pruebas orientadas a minimizar y abordar los errores que se pudieran producir en la operación.

Gestionar:
Es la etapa fi nal del modelo y consiste en la revisión de lo realizado a la luz de las estadísticas de
visitas que se producirán a partir del uso que le den los usuarios a lo publicado. La información que produzca permitirá infl uir concretamente en el proyecto que se desarrolla, debido a que a partir de ella se podrá repetir nuevamente la ejecución de las etapas anteriores del modelo, generando retroalimentación directa de aquello que está ocurriendo (o no se está consiguiendo) desde la plataforma digital.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Coloque aqui su apreciación:

Related Posts with Thumbnails